Top
Enfrentarse a un diagnostico de cáncer

Enfrentarse a un diagnostico de cáncer

Enfrentarse a un diagnostico de cáncer es una situación que provoca cambios en la vida personal y familiar.

Cada persona tiene una forma distinta de afrontar la situación. Tiene un conjunto amplio de creencias, valores y una manera determinada de ver al mundo. Por esta razón es única la manera que cada ser afrontará todo el proceso de la enfermedad.

Es normal que en algunos eventos sientas muchas emociones a la a vez. La sensación de incertidumbre e inseguridad es la que probablemente caracteriza mejor esta experiencia.

Las reacciones mas comunes que puedes presentar son:

-Enojo “¿por qué a mí?, no es justo”
– Trsiteza: “Soy una carga para mi familia”.
– Negación: “No es posible, tiene que haber un error”.
-Miedo:”¿Me voy a morir? ¿que pasara con mi familia?

Ten en cuenta que no existe emociones negativas o positivas todas las emociones son necesarias y tienen una función concreta. Algo que es muy importante es no confundir estas reaciones emocionales con trastornos con psicopatologícos.

Psicología

¿Cómo puedes saber si necesitas buscar ayuda psicológica?

 

Una forma de medir el malestar emocional que se genera es mediante el termómetro de diestrés. Si el malestar es muy intenso y muy fuerte, es importante que pidas apoyo.

 

¿Como puedes afrontar mejor el proceso de la enfermedad?

Buscar apoyo emocional en familiares, amigos y asociaciones que te brinden un espacio para compartir experiencia con otras personas que estén atravesando por la misma situación.

Identificar los pensamientos negativo. Cuando experimentas una emoción que no te gusta, dale un momento para reconocer qué es lo que no te hace sentir bien y trata de evaluar si hay una solución a este sentimiento, explora cuáles serían las formas mas acertantes a una posible solución.

Recuerda que no hay sentimientos buenos y malos. Estás en un momento en donde experimentarás muchas emociones y todas ellas son validas, date permiso de sentirlas y si alguna de éstas te está limitando en el día. Pide ayuda a un profesional.

Expresa las emociones. Puedes expresarlas hablando con alguien a quien le tengas la suficiente confianza, escribiendo, pintando o incluso haciendo ejercicio. El reconocimiento de las emociones y la expresión emocional se puede lograr mediante la escritura, el llevar un diario personal permitirá reflexionar sobre la situación y podrás afrontarla.

Durante todo el proceso habrá momentos difíciles. “Ser fuerte” no equivale a suprimir las emociones negativas y similar ante los seres queridos que la situación no te afecta. Inclusive, este exceso de positivismo lo pueden demostrar tus seres queridos con frases como “todo saldrá bien”, aunque la intención sea buena, no siempre ayuda porque dificulta el que te sientas comprometida. Un acompañamiento adecuado se da cuando la comunicación es recíproca y sincera.

Trata ser ser activa, involucrate, participa, pegunta, conoce sobre el cáncer de mama y los tratamientos que vas a necesitar.

Programa de remisión

-Al inicio, te sentirás muy abrumada con los cambios que se presentarán en la vida diaria y con el exceso de información que estarás recibiendo. Algunas recomendaciones útiles son: Asistir a las consultas médicas acompañada por algún familiar, ser querido que te brinde la suficiente confianza y tranquilidad. Pregúntale al médico información adicional que antes no habías considerado.

-La falta de información puede generar miedos y preocupaciones innecesarias. El estar bien informada sobre el proceso de la enfermedad, favorece la disminución de estos temores e incertidumbres. Lo que permite tener control sobre la situación y permite tomar mejores decisiones.

Vive un día a la vez. Reconoce las fortalezas que tienes y las áreas de oportunidad. Esta experiencia permitirá que aprendas de ti y de los demás.

Conoce sobre la adaptación al cáncer

Leer más

Entradas Relacionadas

Sin Comentarios

Comentar Entrada